Car Policy : la herramienta estratégica de la gestión de su flota automóvil.

Car Policy : herramienta estratégica para la gestión de flota automóvil de una empresa

16 febrero 2021

La Car Policy, o Car Po para los especialistas, es la herramienta central de la gestión de flota automóvil. Es la biblia del gestor de su parque. Este documento centraliza todas las informaciones liadas a su política en tocante a los vehiculos y sus reglas de uso. Su construcción y el seguimiento de su aplicación son estratégicas si su empresa tiene por ambición de  reducir los costos de su flota automóvil.

¿Que es la Car Policy?

La Car Policy es un término inglés que significa Politica Automovil.

Se trata de un documento, especie de reglamento interno, definiendo la política general de la empresa en lo tocante a la flota automóvil. Más precisamente, encontramos:

  • las responsabilidades de la empresa,
  • los derechos y obligaciones de colaboradores beneficiarios,
  • las reglas de uso de vehiculos y coche de empresa,
  • las marcas y los modelos de vehiculos disponibles y accesibles a cada colaboradores,
  • la matriz de atribución de los vehiculos siguiente los grados de colaboradores,
  • los derechos de acceso a las tarjetas de carburante,
  • las reglas de buena conducción a respectar,
  • la política medioambiental de la empresa y si necesario, las reglas d’eco-conducción así que las valores de emisiones de CO2 aceptadas para cada tipo de vehiculos,
  • las reglas de mantenimiento del vehículo y los eventuales contratos ejecutivos pasados con sus proveedores,
  • los procedimientos liados a los siniestros/accidentes.

¿A que sirve?

La Car Policy es una herramienta de pilotaje estratégica para la empresa. Es la base de la gestión de flota automóvil. Los gestores de parques automóviles son los garantes de su implementación y de su buena aplicación.

El objetivo de la Car Policy es doble:

  • controlar sus costos liados a los vehiculos de empresa,

  • contestar a las necesidades y expectativas de sus colaboradores.

En efecto, el gestor de parque automóvil debe poder manejar entre esos dos imperativos:

  • El control de costos: la Car Policy debe proponer unos modelos de vehiculos teniendo un TCO eficaz y un enlace con las exigencias medioambientales, notamente la nueva norma WLTP.

  • Las necesidades y expectativas de colaboradores: La Car Policy debe también dictada por la actividad del colaborador afín de permitirle cumplir su misión de manera eficaz y en toda seguridad. Pero ella puede igualmente tener un poder de seducción y de atracción sobre algunas corporaciones.

Cuidado a no sobre estimar el poder psicológico del vehículo de empresa dentro de su sociedad. Para algunos colaboradores, esta retribución en especie será un signo de éxito social y profesional. Un Car Policy mucho restrictivo, tomando en cuenta solamente el aspecto «costos», podrá, al final, perjudicar a los objetivos de la sociedad.

¿Como construir una Car Policy?

La construcción de la Car Policy es una construcción realizadas por varias partes fascinantes dentro de la empresa. Además del gestor de parque automóvil, encontramos generalmente:

  • La Dirección General;

  • La Dirección  de Recursos Humanos;

  • La Dirección Financiera;

  • El Departamento de Compras.

Durante la construcción de la Car Policy, el objetivo es de integrar las necesidades de diferentes actores concernidos. Todo este trabajo debe hacerse en común con los perfiles y actividades profesionales, guardando en cuenta los objetivos en términos de costos.

La construcción de la Car Policy es el resultado de una reflexión de grupo, tomando en cuenta, todos los aspectos gravitando acerca de los colaboradores. Gracias a esta reflexión que aparcería como lógica y gratificante para la empresas y sus colaboradores.

Es primordial para la empresa que la Car Policy sea realizada en bases claras y sanas. Con tal que no sea el caso, el gestor de flota podrá, por ejemplo, ser confrontado a unas incomprensiones de empleados.

¿Cómo manejarlo fácilmente?

La gestión de una Car Policy requiere un trabajo largo y complejo. Más allá de la creación del documento, la empresa deberá hacer elección concerniente las marcas y los modelos de vehiculos propuestos, pero también decidir si desea comprar esos vehiculos (decimos detenerlos en propia) o alquilarlos. Si el alquiler esta privilegiado, se quedara a elegir entre el Renting, el leasing, alquiler de coche…

Hoy, los gestores de flota automóvil pueden apoyarse sobre uno software de gestión de parque automóvil para ayudarles a manejar esta Car Policy. Pueden así integrarla directamente al software para después manejarla de manera casi automática.

A título de ejemplo, el software GAC Car Fleet dispone de un módulo de pedido de vehículos. Este módulo muy práctico permite al gestor de efectuar sus pedidos de vehículos directamente dentro de la herramienta.

 

Toujours grâce à notre logiciel, le gestionnaire peut créer des demandes de cotations chez les loueurs pour les modèles sélectionnés par ses collaborateurs.

En resumen, nuestra solución de gestión y seguimiento de flota automóvil GAC Car Fleet permite al gestor de parque de poder entrar el pedido de sus coches y seguir las diferentes etapas.

Comparte el artículo